Los caficultores de Venezuela se quedaron sin dinero y están trabajando a perdida

Compartir

 

El presidente de Asicaf pidió les otorguen créditos a los caficultores para poder impulsar la producción nacional del rubro.

Caficultores recurren al flujo de caja para compensar costos de producción

El presidente de la Asociación Venezolana de la Industria del Café (Asicaf), Nelson Moreno, instó a la banca a que les otorguen créditos que les permitan impulsar la producción nacional del rubro.

Agregó que a pesar de las dificultades, los caficultores han logrado salir adelante con las cosechas. Sin embargo, destacó que la industria ya no tiene la capacidad de almacenar de tres a cinco meses de consumo, debido a la falta de financiamiento.

«Estas condiciones de la industria local y el comercio en general tienen necesariamente que recurrir al flujo de caja para compensar costos de producción y la compra hacia los agricultores», señaló Moreno a Unión Radio.

Caficultores no logran cubrir costos

Recientemente, la Confederación de Asociaciones de Productores Agropecuarios de Venezuela (Fedeagro) denunció que el precio de venta del café no cubre los costos de producción del sector, que atraviesa -aseguró- una situación «muy difícil».

«No es un precio que retribuya al caficultor lo que es el esfuerzo de todo ese año. No estamos cubriendo ni siquiera los costos de producción», dijo el caficultor Félix Saavedra, en un video difundido por Fedeagro en la red social X (antes Twitter).

Los caficultores, prosiguió, están «exigiendo que el precio esté anclado al costo de la producción», si bien no precisó las tarifas a las que se refiere o si han conversado con el Ejecutivo, que durante años fijó el precio del café para atender esta situación.

Adelantó que también evalúan la posibilidad de negociar con la industria agropecuaria para acordar un precio que deje un margen de ganancia a los caficultores.

Según datos oficiales, Venezuela pasó de producir 1.573.000 quintales (1 Quintal son 46 kilos)de café en el año 2016 a 3.618.637 en 2022, y proyecta cerrar el año con poco más de cuatro millones de quintales.

En el país se consumen, en promedio, entre 2.500.000 a 2.800.000 quintales al año de café, lo que, de acuerdo con el Gobierno, permite usar el excedente para la exportación, sin afectar el consumo local.

Banca y Negocios

 

Traducción »

Sobre María Corina Machado