Inicio > El pizarrón de Fran noticias > Estudiantes de zonas rurales están recibiendo una educación chucuta

Estudiantes de zonas rurales están recibiendo una educación chucuta

Compartir

 

Representantes buscando las tareas en una zona rural de Venezuela

En una pequeña sala de un ranchito se encuentra un estudiante con un lápiz y un cuaderno haciendo sus tareas. Es un niño de 7 años que vive en El Trompillo estado Lara,  y su madre tiene que ir a la escuela a buscar las asignaciones porque la señal de internet es intermitente y el canal del Estado no se ve, lo que complica su participación en las clases online y cumplen a medias las tareas de la maestra.

Este triste panorama es común en zonas rurales y alejadas de la ciudad donde la señal de internet, televisión y telefonía es prácticamente nula. Estudiantes de El Trompillo, Pavia, Carorita, Padre Diego, Andrés Bello y algunas zonas de La Carucieña y La Ruezga sufren a diario para poder avanzar en sus actividades académicas, mientras que las madres hacen hasta lo imposible para que sus hijos aprendan aunque sea lo más elemental, como leer, escribir, y aprender sencillas operaciones matemáticas.

Elvia Álvarez, madre de un niño que está en primer grado en El Trompillo, contó que cuando tienen internet pueden revisar la cuenta de Facebook y chequear actividades que han enviado los profesores, pero a veces se atrasan porque la señal se cae con frecuencia. A veces nos atrasamos en las tareas porque no tenemos como enviarlas

Luis Arroyo –Colegio de Profesores: “Muchas veces dejamos de enviar las tareas porque no tenemos como hacerla y toca ir a la escuela para hablar con la maestra y que nos de otra oportunidad” dijo Álvarez, quien explicó que como la mayoría tiene el problema con la conexión, cada 15 días llevan los cuadernos para que los corrijan.

Los padres cuentan que a veces si hay señal, pero no tienen saldo para chequear las tareas y es un limitante que también se les suma. Hay otros que se comunican por llamada o mensaje de texto para informar a los docentes que no han podido ponerse al día.

“El plan “Cada Familia Una Escuela” abarca clases a través de programas en televisión pero a nosotros ni siquiera se nos ve ese canal” expresó Álvarez, quien para comprobar su denuncia encendió la tv frente al equipo de La Prensa y la pantalla se volvió gris.

Elvia Álvarez – Consultada: Es muy complicado las clases así, a veces las envían al celular de mi mamá

Oscar Sánchez – Consultada: Los jóvenes y niños de las comunidades humildes son los más afectados

Norma Borges – Consultada: Nos envían las tareas por celular pero es difícil cuando no entendemos

Luis Arroyo, presidente del Colegio de Profesores, dijo que los estudiantes que no tienen dinero para un equipo tecnológico o pagar los servicios con internet, son excluidos porque no pueden ver las clases a distancia y no tienen acceso a la educación. Señaló que los más vulnerables se ven golpeados a lo cual se une que las instituciones educativas no están aptas para que un estudiante pueda ir y contar aunque sea con computadoras e internet para investigar las asignaciones.

Andrimar Rivas – Consultada: La mayoría de veces hay que ir a la escuela para anotar las tareas que mandan

Jesús Echeverrí – Sutelara: Los desfavorecidos son las personas que no tienen acceso a la educación

En las escuelas Fe y Alegría los docentes han buscado alternativas para tratar de abarcar a todos los estudiantes que no tienen el acceso al internet o que no cuentan con un celular inteligente. Por ejemplo hay docentes que llegan hasta las casas de los estudiantes, colocan carteleras en las entradas de las instituciones con las actividades de la semana para que ninguno se pierda de las clases.

María B. Jordán – La Prensa de Lara

 

Compartir
Traducción »