Rafael del Naranco: El extraordinario pasmo de vivir

  Con el mismo embeleso  que miramos el cielo protector, nos sugestionan  los incalculables misterios del…

Rafael del Naranco: Ese cine con trapecio sin red

  Para apaciguar el tedio y una fiebre que no me abandona hace semanas, como si…

Rafael del Naranco: Tolerancia ante la existencia amorosa

  No es la primera vez que analizamos el presente tema. Cada pueblo  posee  protagonistas humanos…

Rafael del Naranco: Sobre opiniones e ideas

  Es sabido que los colaboradores de periódicos, revistas en papel, o en  el ciberespacio, son en la actualidad parte de…

Rafael del Naranco: Soplos que van y retornan

  La raza humana posee una aprensión de nacimiento: la incomunicación.  ¿Y quién la salva?  Uno…

Rafael del Naranco: Nuestra primera quijada

  Sucedió que después de cientos de millones de años, unas moléculas emergidas en un núcleo…

Rafael del Naranco: Esas humanas narraciones

  No importa que primero fuera jónica, después de los dorios, pues los griegos, con Atenas…

Rafael del Naranco: En las manos de Platón

Innumerables  castas perviven y mueren sin haber sostenido   en sus manos una hoja escrita a la…

Rafael del Naranco: Postal de La Habana

  Una puesta del sol en  La Habana frente al océano Atlántico en el Malecón, es…

Rafael del Naranco: Sonidos de violines

  Hace largo tiempo que no regresó  a Belgrado,  y aún así,  lograría ahora mismo merodear…

Rafael del Naranco: Rabat y el Sahara Occidental

  Al  escribidor Marruecos le sabe a higueras, clavo, comino y canela; igualmente murallas y barro…

Rafael del Naranco: Las tierras hendidas de Chernóbil

  Con la brutal guerra de Rusia sobre Ucrania –  infamia sanguinaria  de Vladimir Putin –…

Rafael de Naranco: Las virtudes del chocolate

  Un cacao procedente de Venezuela posee fama mundial.  Cierto día, en la ciudad alemana de…

Rafael del Naranco: Nostalgias habaneras

  La última tarde de mi permanencia  en la ciudad de  La Habana – no hay…

Rafael del Naranco: Una cuartilla cada día

  El libro  “Cuando llegan las musas” es un ensayo publicado en la editorial Espasa por…

Rafael del Naranco: Lluvias de estrellas

  El pensamiento contemporáneo, lugar en que los filósofos colocan  la antropología de las ideas, algo…

Rafael del Naranco: Licores con sabor a  la tierra

  Los cuatro tomos de “El Cuarteto de  Alejandría” de Lawrence Durrell –  “Justine”, “Balthazar”, Mountolive”…

Rafael del Naranco: Un amor, una familia y su tierra

  El ruso Chinguiz Aitmátov  escribió un texto corto llamado “Yamilia”, y al que yo comparo…

Rafael del Naranco: Se hace camino al andar

  Durante aquella mañana romana íbamos  de la mano de Stendhal,  un cicerón de lujo cuya…

Rafael del Naranco: Cipreses y escaramuzas

  Garrapateo de lo que subsisto, es decir, de mis propios abatimientos, y eso lo conocen los…

Rafael del Naranco: El nuevo súper Adán  

  Todo hombre o mujer es un nirvana en sí mismo y todos unidos, la esencia…

Rafael del Naranco: Cartas escritas a mano

  Ya nadie parece  estar deseoso de rasguear epístolas a mano. Las mismas quedaron arrinconadas  y…

Rafael del Naranco: Viñetas de muestra niñez

  El cine ha desvelado en demasía el sortilegio de nuestros personajes infantiles, y a falta…

Rafael del Naranco: No haber vivido nunca

  Llovía aquella tarde gris, fría y encapotada. Desde los grandes ventanales del hotel Kempinski en…

Rafael del Naranco: El planeta Tierra agoniza

  En el año 2007,  asistimos en el Teatro Campoamor de Oviedo, España,  a  la entrega,…

Rafael del Naranco: La industria del papelito

  Uno, que como el estevado don Francisco de Quevedo, “es más pobre que una rata”,…

Rafael del Naranco: Memoria de un recuerdo de cine

  Se ha dicho que la película “Casablanca”  es la evocación de un sueño compartido  con…

Rafael del Naranco: El bramido del sapo

  En ningún tiempo  como en  el  actual ha existido tanta comunicación y a su vez…

Rafael del Naranco: Río arriba y río abajo

  Nadie se baña nunca en el mismo riachuelo, de la misma forma que sin los…

Rafael del Naranco: El abandono de un país

  Hay sobre el  ánimo del pueblo  venezolano un viento político iracundo y agazapado. Será, si…

Traducción »