La Academia de la Lengua de Mérida incorporó a Luis Ugalde como miembro pleno

Compartir

 

Luis Ugalde, Baltazar Porras y Luis Sandia.

La Academia de Mérida incorporó el pasado lunes 9 de octubre al padre Luis Ugalde S.J como Miembro Correspondiente Nacional, en un acto que contó con la participación del Cardenal Baltazar Porras Cardozo, encargado de pronunciar el discurso de recibimiento.

Luis Sandia, presidente de la institución, expresó a Radio Fe y Alegría Noticias que, a propósito de los 465 años de la ciudad de Mérida, se celebró este acto especial para incorporar al sacerdote jesuita, de origen español, pero con profundo arraigo en Venezuela.

La Academia de Mérida se siente muy honrada de contar con la figura del padre Ugalde como miembro de nuestra institución, en esta sesión que se enmarca en el 31 aniversario. Contamos con la participación del Cardenal Porras como miembro del sillón número nueve de la Academia, para incorporar a nuestro invitado especial, resaltó Sandia.

Baltazar Porras reconoció, en el discurso de ingreso, el valor fundamental de la iglesia católica y sobre todo de la obra que fundó San Ignacio de Loyola.

Mérida tiene una deuda eterna con la compañía de Jesús. La impronta universitaria y estudiantil de esta región andina quedó sellada con la apertura del colegio San Francisco Javier en el ya lejano 1628, cuando esta ciudad contaba con algo más de medio siglo de haber sido fundada, indicó Porras Cardozo.

Sobre el homenajeado, el Cardenal venezolano reivindicó el vínculo que ha tenido con el país a pesar haber nacido en el viejo continente.

El Padre Ugalde es, en muchos aspectos, más venezolano que muchos de nosotros. Vasco de nacimiento tiene la reciedumbre de aquella cultura milenaria que ha dado tanto en el mundo. Pero se ha encarnado por elección personal en nuestra idiosincrasia siendo uno de los clérigos venezolanos de amplia trayectoria, expresó.

Un honor

El Padre Luis Ugalde manifestó su alegría por tan importante gesto que no solo lo acredita a él, sino también a la Compañía de Jesús, organización que tanto ha dado por la educación en la entidad andina.

Para mí es un gran honor que una Academia de tanto prestigio como la de Mérida me incorpore y es también un acto de cercanía con los jesuitas, porque Mérida es la ciudad de Venezuela donde primero entraron los jesuitas en la época colonial y es la ciudad de Venezuela donde más años han estado los jesuitas. Por eso no es simplemente un reconocimiento a una persona, sino más bien es un honor y de agradecimiento y de manifestar ese parentesco entre la Compañía de Jesús y la ciudad de Mérida, precisó Ugalde.

Héctor Cortez Ruiz – Radio Fe y Alegría Noticias

 

Traducción »

Sobre María Corina Machado