Nelson Morán: Hola mundo

Compartir

 

Feliz y productivo lunes.

La sociedad mundial, los Venezolanos, Latinoamérica o como se decía antes y les gusta a los Españoles Hispanoamérica, Europa y, en general todos los continentes, es decir todo el Mundo, esta perplejo por lo que viene sucediendo en Venezuela, nuestro querido país; hoy víctima de las más salvajes arbitrariedades de todo tipo.

Orientados por no se sabe quién, pero se imagina; por desconocer de donde vienen, lo que también se asoma; el grupo que controla el Poder del Estado, por intermedio de la agrupación política creada para tal fin, viene haciendo y deshaciendo a su antojo, como les da su “real gana”, destrozando, hoy con mayor desespero, lo poco que queda de la institucionalidad democrática.

La nefasta práctica del diálogo, innecesaria en un país con vida en democracia, y que cuando se lleva a efecto viene a ser una demostración de la inexistencia de la democracia, de que algo no está bien, y que materializa el desconocimiento de la Constitución, de las Leyes y de las Normas que rigen la vida del país, en nuestro caso, de nuestra patria, *Venezuela* , devino en un acto sin sentido, pues mientras la gran mayoría aboga por convivencia, ellos practican el autoritarismo y pretenden afirmarse como “amos de la patria” y eso lo evitaremos derrotándolos en las elecciones, sin importar lo que hagan, incluido los cambios en el cronograma electoral (fechas).

Eso de dejar sin efecto tarjetas, plenamente habilitadas (MAS, organización con historia en procesos electorales, y otras debidamente habilitadas por su participación, y no por actos graciosos); inhabilitar posibles candidatos, en cadena; sugerir o querer imponer, sutilmente o no, a posibles candidatos; pretender imponer candidatos; reprimir a todo aquel que se le enfrente.

Es una muestra de temor al cambio.

Como también lo es meter presos a activistas políticos, sindicales y sociales; hablar y acusar de conspiración a diestra y siniestra, privar de libertad a dirigentes políticos sociales y sindicales, sin procedimientos; utilizar las instituciones del Estado para beneficio propio..

Eso es otra muestra de temor al cambio indetenible, por cierto.

Así, también, otras muestras de miedo, de terror al cambio, vienen a ser:

-Los cambios y designaciones abruptas en las instituciones del Estado.

-Cercenar la autonomía de los Poderes Públicos.

-Designaciones a dedo de funcionarios, obviando los procedimientos establecidos y carentes de los credenciales/méritos necesarios.

Y como hemos dicho, eso de conversar aquí o allá, en otra parte, para ponernos de acuerdo en la realización de procesos, ya establecidos en las normas que rigen la vida, es una fehaciente muestra de la inexistencia democrática; ello ratifica que quienes, transitoriamente (sin importar el tiempo) administran el Poder del Estado lo están poniendo a su disposición para beneficio particular, y eso tiene su nombre: Nazifascismo.

Lamentablemente la dirigencia política, como en otras latitudes (América y Europa) se vio obligada a actuar en un contexto contrario y difícil para avanzar en el cambio, pero a su favor: lo vienen intentando.

Muchos intentos y muchos habladores que perjudican, como se dice “la causa”; no podemos olvidar la Asamblea del 15, ni a Juan G, Presidente (I). Sin su presencia, no imaginamos que habría sido de nuestro país, por ellos estamos aquí. Independientemente de lo que se diga, de omisiones y errores.

Hoy por hoy, nos encontramos ante una arremetida llena de autoritarismo del régimen, del grupo de Nico; ante esto se plantea resistir y enfrentar los atropellos y artimañas en defensa de la libertad, de la democracia (que por cierto no es tan mala), de la vida de todos los Venezolanos y por el retorno y reunificación familiar, del país, con inclusión.

Todo en aras de una convivencia pacífica, si se requieren Leyes para la convivencia deben generarse (Amnistía).

Estamos suficientemente claros en la insistencia de inscribir para participar de la candidata, María C Machado, y su compromiso al lado del pueblo, en que no habrá orfandad en las elecciones, y así con la decisión final, serán derrotados y se triunfará.

Estamos conscientes que el cambio es indetenible, y eso lo saben ellos, también.

Saben que la candidata, MCM, tiene los votos de todo el pueblo.

Y esa verdad es innegable y pública, sin importar que la apoyes o no lo hagas, está ahí, presente…y… “María Corina se siente en la gente”.

Nico y su grupo no quieren participar como perdedores adelantados. Por ello las patrañas y artimañas. Pero no pasarán. El pueblo es sabio y paciente.

Seguro, y lo ha dicho la candidata, sin importar su condición, su origen y a quien represente; ha afirmado que no defraudara a quienes están con ella, y que con las elecciones, habrá cambio y el régimen se irá.

Vientos de cambio están presentes. Y a seguirse preparando para el cambio. Ya está más cerca…y con sus acciones lo demuestran.

La fe y la esperanza se fortalecen. Vamos por el cambio. El cambio viene.

 

Traducción »

Sobre María Corina Machado