Las Festividades de la virgen del Carmen en Güiria y El capitán Casas, por Carmen Cecilia Casas

Compartir

 

Año 1899

Un 20 de mayo de 1899, en la ciudad de Maracaibo nace Julio César Casas Herrera, donde transcurre su corta infancia y a la edad de 12 años empieza a navegar e inicia su vida de marino en el Transporte de Guerra Zamora, como aceitero, luego en el Crucero de Guerra Mariscal Sucre, Vapor Manzanares, Vapor Americano Carisco, Yate Sarita, Remolcador Mayorcito, Yate Creolita, Yate Carmen, Yate Estanocoven, Yate Caripiteño,Tanquero Nacional Maturinés, Tanquero Surinam, Tanquero Tamare, Tanquero Icotea, Tanquero La Salina, Tanquero Esso Güiria, Tanquero Ulé, Tanquero Esso Avila y Tanquero Esso Orinoco. En estos buques trabaja como aceitero,  motorista  y  logra  ser  el  primer capitán venezolano que la compañía Creole Petroleum Corporation, le confía el mando de su primer tanquero; anteriormente estos tanqueros eran navegados por capitanes ingleses y americanos.

El Cap Julio César Casas Herrera en la cubierta del Esso Orinoco
El Cap Julio César Casas Herrera en la cubierta del Esso Orinoco

En 1921, comienza a trabajar en la Standard Oil Company que luego se transforma Creole Petroleum Corporation y Lagoven donde siendo capitán del Esso Orinoco se jubila a los 60 años de edad, el 29-05-1959, habiendo trabajado en el mar treinta y ocho (38) años.

Durante  su  estadía  en  la  compañía,  en  el año 1930 las Hermanas de Nuestra Señora del Carmen de la población de Caripito ubicada en el Estado Monagas, en agradecimiento por favores recibidos le obsequian al Capitán Casas, un cuadro de la Virgen del Carmen.

A partir de esa fecha el Capitán, coloca el cuadro de la Virgen en el camarote de su embarcación y continúa su devoción, desde ese año lo llevará en toda embarcación que tripuló hasta el año 1959 que la traslada a su casa ubicada en la Calle Valdez Nº 34 de la población de Güiria, donde hoy día se encuentra.

Año 1937

A partir de ese año (1937), desde el alba cada 16 de julio tañen las campanas una y otra vez al sonar de fuegos artificiales y, con el alborozo se despierta la población anunciándose la Festividad de la Virgen del Carmen en Güiria.

Festividades

Una vez recibida la Imagen el Cap. Julio Casas, con un grupo de devotos conforma un Comité y organiza la primera Fiesta a la Virgen, en la Población de Güiria, ubicada en el Municipio Valdez del Estado Sucre.  Un 17 de julio de 1937, en horas de la tarde, la imagen, el estandarte y el artístico altar de la Virgen del Carmen son bendecidos por el Excelentísimo Señor Obispo de Cumaná, Monseñor Dr. Sixto Sosa. Al día siguiente, 18 de julio, el Obispo, oficia la Misa Solemne dando inicio a las “Festividades de la Virgen del Carmen”. En la tarde de este día, se  realiza  la  primera  Procesión  con  la  imagen  de  la  Virgen, en hombros de sus devotos sale de la calle Bolívar y baja hasta la calle de la Marina para que la Santísima Virgen bendiga al Puerto y a todas las embarcaciones en él ancladas, de allí continúa por las calles: Vigirima, Carabobo, Pagayo, Concepción, Juncal y regresa al Templo por la Bolívar hasta la Iglesia donde se canta la Salve y se da la bendición. Es importante destacar que todas las casas por donde pasara la Procesión lucían banderas blancas con un lazo marrón. Para los días de la fiesta la Iglesia, así como las calles se les colocó una extraordinaria iluminación eléctrica (para esta época el pueblo no tenía luz en las calles). Una vez culminada la Procesión, se realizó un Festival Pirotécnico y gran fiesta bailable.

Súplica y agradecimiento

Como buen marino, el Cap. Casas, continúa viajando en varias embarcaciones, transcurren siete años, y a bordo del Tanquero Maturinés, con rumbo hacia Estados Unidos; faltando poco tiempo para llegar a su destino, comienza un mal tiempo casi una tempestad, que le ocasiona una crisis asmática muy severa que le impedía continuar al mando de la embarcación, al verse en esa situación de peligro, se retira a su camarote y le pide a la Virgen que calme la tempestad, lo cure para poder ejecutar las maniobras de atracar en el Puerto de Nueva York. Al poco rato de su súplica, empieza a respirar mejor, comienza aclarar el tiempo, se reincorpora nuevamente a su labor y puede subir las escaleras hasta el puente de mando del barco para iniciar las maniobras para atracar la embarcación. Agradecido del favor concedido, ese día 4 de enero de 1937, desembarca y compra en la ciudad de Nueva York, una Imagen de la Virgen del Carmen, prometiéndole que la depositaría en la Iglesia del primer puerto venezolano donde le ordenaran desembarcar y celebrarle su día todos los años mientras viviera. Ese puerto fue Güiria y así llega esta hermosa Imagen a nuestro pueblo abordo del Tanquero “Maturinés. El Capitán Casas, acompañado del Párroco José Mercedes Oliveros y los feligreses la trasladan en hombros, cantando y rezando hasta la Iglesia Inmaculada Concepción.

 

Compartir
Traducción »