Inicio > El pizarrón de Fran noticias > El gobierno de Nicolás Maduro recicla militares de la Operación Libertad en un nuevo capítulo de la Operación Gedeón

El gobierno de Nicolás Maduro recicla militares de la Operación Libertad en un nuevo capítulo de la Operación Gedeón

Compartir

 

En la presentación de un nuevo capítulo de la Operación Gedeón, Jorge Rodríguez recicla una cantidad de nombres de militares que participaron en la Operación Libertad del 30 de Abril, algunos de la Fuerza de Tarea que lideró Cliver Alcalá

Por Sebastiana Barráez – Infobae: El régimen de Nicolás Maduro recicla nombres de oficiales de la Operación Libertad para involucrarlos con crímenes de terrorismo en Colombia

Jorge Rodríguez es sin duda el Paul Joseph Goebbels de la revolución bolivariana. Aunque ocupa la presidencia de la Asamblea Nacional del chavismo, sigue asumiendo las funciones que ejercía como Ministro de Comunicación. Así lo demostró en la presentación de un nuevo capítulo de la Operación Gedeón, que recicla una cantidad de nombres de militares que participaron en la Operación Libertad del 30 de Abril, algunos de la Fuerza de Tarea que lideró el MG Cliver Alcalá. En diciembre fue la ministra del Interior, almirante en jefe Carmen Meléndez, quien también recicló varios de esos nombres en la llamada Operación Boicot.

 

Jorge Rodríguez, el funcionario clave para el régimen de Maduro

Hay que destacar que Operación Gedeón de Antonio Sequea casi nada tiene que ver con la Fuerza de Tarea que un grupo de militares, con el general Cliver Alcalá a la cabeza, pretendió llevar adelante, con contrato incluido de la empresa Silvercorp y el apoyo económico del gobierno interino de Juan Guaidó que nunca se materializó.

Sin duda que, en los dos episodios, Fuerza de Tarea y Operación Gedeón, hay personajes comunes, así como en la Fuerza de Tarea y Operación Libertad del 30 de abril también se encuentran o en la Operación Gedeón y 30A.

El capitán Rodríguez Aranguren, el nuevo testigo de Jorge Rodríguez

Esta vez usa la captura del capitán del Ejército Juan Luis Gutiérrez Aranguren, de la promoción 2010 Revolución Bicentenaria, a quien sus compañeros llaman Charly, y que había permanecido oculto desde el 3 de mayo 2020, luego de la Operación Gedeón; cuando Leopoldo López estuvo preso en Ramo Verde hizo contacto con el capitán Gutiérrez Aranguren quien entonces era custodio en esa cárcel militar.

Hace casi un mes, el capitán le había solicitado a algunos de sus compañeros el número del Mayor González Pin. Semanas después fue capturado en Apure, antes de pasar a Arauca, Colombia. Poco después llamó a su esposa para decirle que lo tenían en El Helicoide, sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia (SEBIN); hace un par de días se le ve en unos videos enseñados por Jorge Rodríguez haciendo una declaración, que incluyen algunos hechos ciertos, pero otros muy dudosos.

La intención de Jorge Rodríguez, según revela un oficial, es impedir que en las nuevas conversaciones, algo forzadas por la comunidad internacional, preparadas entre un sector de la Oposición y el Gobierno de Nicolás Maduro entre, con papel protagónico Leopoldo López Mendoza, figura principal, junto con su padre, de esas conversaciones, con intermedio de José Luis Rodríguez Zapatero.

Antonio Sequea al momento de ser capturado y que hoy goza de privilegios en El Helicoide

“Los coordinadores de este nuevo proceso de diálogo son el grupo de Puebla, el grupo de Boston y Noruega. Por parte del régimen los interlocutores son Francisco Torrealba, Wilmer Ruperti y Jorge Rodríguez”, revela la fuente a Infobae.

La resistencia del chavismo es demostrar a la comunidad internacional que no pueden aceptar sentarse a dialogar con quien consideran terrorista y las pruebas que muestran es la Operación Gedeón.

Gedeón Vs Fuerza de Tarea

Gutiérrez Aranguren dice expresamente que “en el mes de marzo aproximadamente nos incomunicaron, nos llevaron a la Alta Goajira y dos días después nos comunicó (capitán Antonio José) Sequea Torres que mi general Cliver Alcalá se había entregado a las autoridades estadounidenses y que por eso él iba a tomar el control y el liderazgo de la operación como tal”.

Es exactamente la fecha en que la Fuerza de Tarea, que adelantaba Alcalá Cordones, cesa funciones, los oficiales que quedaban se retiraron, porque Sequea Torres no les representaba ningún liderazgo. El capitán Javier Nieto Quintero revela claramente hace unos días, en exclusiva para Infobae, lo que sucedió entre el fin de la Fuerza de Tarea y la Operación Gedeón.

La Operación Gedeón estuvo claramente infiltrada por la relación del capitán Antonio Sequea Torres con el ex presidente de la Asamblea Nacional y de la Constituyente, Diosdado Cabello.

El detenido, capitán Juan Luis Gutiérrez Aranguren

No es casual que Sequea Torres, quien fue recluido en El Helicoide, junto con todos los demás integrantes de la Operación Gedeón, tenga un teléfono desde el cual se ha comunicado con muchos militares dentro y fuera del país, que solicita ser entrevistado e incluso se ha permitido decir que está planificando otra operación.

Hace unas semanas, con la excusa de que al capitán Sequea le encontraron un teléfono, en las que había cientos de conversaciones, fueron torturados varios militares que están presos en otras cárceles. Aunque en las cárceles siempre hay acceso a teléfonos, es extraño que Sequea Torres sea de los que extrañamente pueden hacer video llamadas.

Además, no está en las mismas condiciones en las que se encuentra la casi totalidad de los detenidos en la Operación Gedeón.

Varios militares mencionados en realidad participaron el 30A

Los militares

Una cosa fue la Fuerza de Tarea que liderizó Cliver Alcalá, respaldada por Jordan Goudreau y otra la Operación Gedeón; es importante corregir que quien lleva a Goudreau a Colombia es Lester Toledo con Jorge Betancourt y no Alejandro Betacourt; después de algunos hechos, solo quedan en el plan el general y el dueño de Silvercorp.

Según la declaración del capitán Juan Gutiérrez Aranguren, mostrada en los videos de Jorge Rodríguez, él menciona a cinco oficiales:

Mayor (Ej) Carlos Enrique Roso Romero, uno de los militares que pasaron a Cúcuta en febrero 2019 en apoyo a Juan Guaidó.

Mayor González Pin, quien estuvo en los campamentos en Colombia, hasta septiembre 2019, y quien no regresó, según dice Gutiérrez Aranguren por un altercado con Rayder Alexander Russo Márquez alias Pico y el general Cliver Alcalá.

Capitán Robert Levid Colina Ibarra, alias Pantera, comandante del primer grupo de la Operación Gedeón y quien murió ese mismo día, junto con un grupo de personas que el Gobierno venezolano aun no ha dicho oficialmente cuántos ni quienes son.

Capitán de Navío Ritmer Quijada.

Coronel (GNB) Félix Adonai Mata Sanguinetti; militar del grupo de paracaidistas quien desertó de la Fuerza Armada, estuvo un tiempo en la Fuerza de Tarea y se separó los primeros días de febrero, antes incluso de que a Cliver Alcalá se lo llevaan para EEUU; nunca participó en la Operación Gedeón.

Teniente Coronel (GNB) Arturo José Gomes Morantes, promoción II Batalla de Maturín y ex Jefe de la División de Gestión Financiera de la GNB desde el 15 de enero de 2019, según oficio Nr. CG-DR-15511. Participó en la Operación Libertad del 30 de Abril.

Teniente Coronel (GNB) Nelson Horacio Morantes González, II promoción Batalla de Maturín, ex Jefe de la División de Alistados de la Dirección de Personal de la GNB desde el 25 de febrero de 2019. Participó el 30A.

Teniente Coronel (GNB) Ilich Alberto Sánchez Farías, quien era el Comandante del Destacamento 432 de la Guardia Nacional Bolivariana cuando se rebeló el 30 A en la Operación Libertad.

Primer teniente Franklin Alfredo Caldera Martínez, es uno de los oficiales que desertó en apoyo a Juan Guaidó, y como consecuencia no solo que está en el Salón de los traidores y enemigos de la patria, en el Cuartel Bolívar de San Cristóbal, Táchira, sino que en aquel momento detuvieron a su esposa, la teniente Leidy Roso Contreras, quien estaba en período de lactancia, presionando para que el oficial se entregara.

Aunque el capitán señala que los oficiales Medina, Mata, Gómez y Morante eran comandantes en la Operación Gedeón, varios testimonios demuestran que eso no se ajusta a la verdad. Además, ¿cómo es que si eran los comandantes de la Operación Gedeón no participaron en ella?

El CN. Quijada y el Cnel. Mata Sanguinetti no se conocen, nunca coincidieron.

El teniente coronel Gomes Morantes, quien sale de la Fuerza de Tarea cuando llega el capitán Sequea Torres, se va desde Colombia para los Estados Unidos, lo que sería sencillo de comprobar para los cuerpos de inteligencia, de manera que ya tenía por lo menos cinco meses en EEUU cuando ocurre la Operación Gedeón que liderizó Sequea Torres.

 

Compartir
Traducción »