Inicio > El pizarrón de Fran opinión > Eumenes Fuguet: Mariscal Falcón…”El Magnánimo”

Eumenes Fuguet: Mariscal Falcón…”El Magnánimo”

Compartir

 

El gran ciudadano, mariscal Juan Crisóstomo Falcón, jefe de uno de los movimientos político-sociales más importantes de Venezuela, la Revolución Federal, conocida como Guerra Larga o de los “Cinco Años”; presidente de la República desde 1863 hasta 1868, paraguanero de pura cepa, falleció de cáncer en la laringe el 29 de abril de 1870, en la isla de Martinica. De una elevada preparación intelectual, políglota, escritor y poeta, quien a veces se separaba de la presidencia para trasladarse al terruño coriano y disfrutar la sencillez y cálida amistad de su gente. Nació este coterráneo en el caserío de Tabes el 27 de enero de 1820, hijo de José Falcón y Josefa Zavarce. En Coro recibió una esmerada educación en el Colegio Nacional.

Atraído por la carrera militar, inicia en 1848 sus primeras acciones como comandante en las filas de José Tadeo Monagas contra Páez, correspondiéndole luchar en Coro y Maracaibo, donde fue ascendido a coronel y designado Comandante de Armas. Se caracteriza por el buen trato hacia los vencidos. Las campañas exitosas en el occidente le merecen, en 1853, el ascenso a general de brigada.

Se encontraba Jefe de Armas en Barquisimeto cuando sucede en Valencia, el 5 de marzo de 1858, el alzamiento de Julián Castro, que derroca a Monagas y decreta el 7 de junio de 1858 la salida del país de Falcón y Ezequiel Zamora, su cuñado. Ambos se dirigen a las Antillas (Saint Thomas y Curazao), donde se reúnen con un grupo de liberales. A las ocho de la noche del 20 de febrero de 1859, con la toma de la casa del parque de la ciudad de Coro, sin realizar un disparo, por parte del comandante Tirso Salaverría, se inicia la Revolución Federal, la cual buscaba la justicia social y la igualdad ciudadana, complementada con la invasión por La Vela de Coro el 22 de marzo, por parte de Ezequiel de Zamora, para dirigir las operaciones en el occidente.

Falcón desembarca por Palmasola en julio de ese año, con voluntarios y pertrechos; allí emite su Proclama al país, enarbolando las banderas de la federación. Sigue a Coro, Carora y Barinas para combatir junto a Zamora como jefe el 10 de diciembre, en Santa Inés, obteniendo un contundente triunfo contra las fuerzas gubernamentales. El éxito los acompaña en Barinas y San Carlos, donde Zamora es asesinado el 10 de enero de 1860, muerte dudosa aún estudiada por los historiadores.

Falcón asume el mando de las tropas y se dirige a Valencia, pero ante la superioridad de las fuerzas oficiales y la poca logística disponible, en Tinaquillo cambia de planes y se dirige al oriente del país. Es derrotado el 17 de febrero de 1860 en Coplé, ubicado entre Camaguán y Calabozo, por el general León de Febres Cordero. Falcón divide sus fuerzas y se dirige a Bogotá, Curazao y Haití, en busca de recursos bélicos; regresa en 1861 para combatir exitosamente durante dos años en la región coriana, la cual pasa de nuevo a poder de los federales.

Con el Tratado de Coche-Caracas, firmado el 23 de abril de 1863 entre los representantes de Falcón y Páez, culmina la guerra federal y permite la salida del país de este último. El 17 de junio de 1863 es designado presidente provisional de la República; el 18 de agosto de ese año emite en Caracas su famoso “Decreto de Garantías”, bases fundamentales de la libertad y de la democracia, con la finalidad que los venezolanos entren en pleno goce de sus derechos políticos e individuales; en su artículo Nro 1 prohíbe la pena de muerte, derogando las leyes que la imponen, convirtiendo a Venezuela en el primer país del mundo en establecer esta disposición.

El 25 de diciembre de 1863, la Asamblea Constituyente le confiere los títulos de Gran Ciudadano y de Mariscal. Para demostrar no tener ambición de poder, se separó del cargo presidencial en varias ocasiones, para ir al lar nativo. En 1868 se separa de la presidencia y sale de nuevo a Curazao, EEUU y Europa, donde visita importantes personalidades e incrementa su cultura. Desde Venezuela le solicitan su regreso para consolidar la lucha federal que dirige Antonio Guzmán Blanco.

El 7 de abril de 1870 sale enfermo de Francia con destino a Venezuela; durante la travesía se le agudiza la enfermedad, teniendo que llegar a Martinica; fallece el 29 de abril. Ese día Guzmán Blanco entra triunfante a Caracas, y envía una comisión a buscarlo, pero al llegar, Falcón no vivía. En 1873 el Congreso decreta repatriarlo. El primero de mayo ingresa al Panteón Nacional.

El escritor francés Víctor Hugo dijo: “Felicito a Venezuela por tener en su historia un ciudadano como Falcón”. El distinguido historiador y escritor falconiano, doctor Raúl López Lilo, dijo: “Al mariscal Falcón la gloria le pertenece”.

General de Brigada

 

Compartir
Traducción »