Inicio > Interés > Pekín quiere sacudirse de encima a los enviados de la OMS ante las sospechas que se ciernen sobre China

Pekín quiere sacudirse de encima a los enviados de la OMS ante las sospechas que se ciernen sobre China

Compartir

Los miembros del equipo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) encargados de investigar los orígenes de la enfermedad del coronavirus (COVID-19) se preparan para salir de un hotel en Wuhan, provincia de Hubei, China el 29 de enero de 2021. REUTERS / Thomas Peter

 

Expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) se reunieron este viernes con autoridades chinas antes de su primera visita en Wuhan en busca de indicios del origen del coronavirus en un mercado, que supuestamente es la “zona cero” de la pandemia.

El trabajo en el terreno iba a empezar en la tarde, después de numerosos obstáculos y el temor sobre el acceso y la calidad de las pruebas que quedarán después de que ha pasado más de un año de los primeros casos.

El equipo tiene previsto visitar hospitales, reunirse con científicos, socorristas y algunos de los primeros pacientes que fueron contagiados por un entonces desconocido coronavirus que ya se ha cobrado la vida de más de dos millones de personas en el mundo y ha puesto de rodillas a la economía mundial.

Las “visitas de terreno incluirán el Instituto de Virología de Wuhan, el mercado de Huanan, el laboratorio CDC de Wuhan”, dijo la OMS en un tuit el jueves. Se trata de tres lugares indeleblemente vinculados al virus.

Se cree que fue en el mercado de Huanan, que permanece cerrado, donde empezó el primer brote.

Por su parte, el Instituto de Virología de Wuhan cuenta con instalaciones donde se manipulan virus y que fue señalado por el expresidente estadounidense Donald Trump, quien hasta el final de su presidencia mantuvo la teoría no demostrada de que el virus escapó de ahí.

Se desconoce el exacto itinerario de la misión. Los tuits de la OMS y de sus expertos son las principales fuentes de información.

La misión se ha visto afectada por retrasos ya que China negó el acceso hasta mediados de enero, mientras Washington exigía una “robusta y clara” investigación.

China advirtió el jueves a Estados Unidos contra cualquier “interferencia política” durante la misión que la OMS insiste se limitará exclusivamente a comprender científicamente cómo el virus saltó a los humanos.

Representantes chinos salen de un hotel donde se alojan miembros del equipo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) encargados de investigar los orígenes de la enfermedad por coronavirus (COVID-19), en Wuhan, provincia de Hubei, China, el 29 de enero de 2021. REUTERS / Thomas Peter
Representantes chinos salen de un hotel donde se alojan miembros del equipo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) encargados de investigar los orígenes de la enfermedad por coronavirus (COVID-19), en Wuhan, provincia de Hubei, China, el 29 de enero de 2021. REUTERS / Thomas Peter

Pekín quiere sacudirse de encima la sospechas que se ciernen sobre el país y centrar la atención sobre su gestión y la recuperación económica.

En un tuit el jueves, el director de la OMS Tedros Adhanom Ghebreyesus dijo que había tenido una “conversación franca” con el ministro de Salud chino Ma Xiaowei.

“Le pedí que los científicos internacionales obtengan el apoyo, el acceso y la información que necesiten y la posibilidad de involucrarse totalmente con sus contrapartes chinas”, dijo.

Los expertos concluyeron dos semanas de cuarentena el jueves bajo la expectativa de la prensa mundial.

Según datos de la Comisión Nacional de Salud china, 4.636 personas han muerto de covid en el país.

El Producto Interno Bruto (PIB) del gigante asiático creció 2,3% en 2020, la única gran economía con resultados positivos.

En comparación, más de 400.000 estadounidenses han muerto por coronavirus y su economía se contrajo 3,5% en 2020, su peor caída desde 1946, cerca de 220.000 muertos en Brasil, o más de 100.000 en Reino Unido.

AFP

 

Compartir
Traducción »