Inicio > El pizarrón de Fran noticias > Linerby Sánchez: Una sindicalista que no se rinde

Linerby Sánchez: Una sindicalista que no se rinde

Compartir

 

Los que no se rinden -Inaesin: Los sindicatos no solo tienen que defender los intereses de los trabajadores

El Instituto de Altos Estudios Sindicales considera urgente escuchar propuestas para iniciar un diálogo en materia laboral

Al Instituto de Altos Estudios Sindicales (Inaesin) le ha tocado defender los derechos del trabajador venezolano en una época donde la anulación del marco legal laboral ha estado a la orden del día.

Desde que fue registrado el 1 de noviembre de 1985, el Inaesin ha sido testigo del acelerado proceso de descomposición que ha enfrentado la fuerza trabajadora en Venezuela, tanto en sus derechos como en su poder adquisitivo.

Linerby Sánchez, directora de Proyectos, sostuvo que la organización estuvo auspiciada en un principio por la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV) con el objetivo de desarrollar actividades para la capacitación de dirigente sindicales en el país, además de detectar y solventar problemas en la estructura laboral mediante el estudio de aspectos sociales y económicos. En 2001, la dirigencia de Inaesin decide independizarse para darle autonomía a su planificación y desarrollo de actividades.

¿Cuál era el contexto histórico al momento de nacer la organización y cómo es el entorno ahora?

Linerby Sanchez: El camino recorrido por Inaesin en estos 35 años, como toda obra en construcción, empezó por una cuesta que al principio remontó planes y ejecutó metas para las cuales se creó, con las dificultades y el ritmo propio de la Venezuela de los 80. En una segunda etapa, mostró una capacidad de adaptación y respuestas concretas, con efectos sociales y laborales inmediatos. Se ha ido transformando para ponerse al día con desafíos sindicales cada vez más complejos y darle respuestas a las demandas educativas de actualidad.

Nos hemos mantenido como una organización comprometida con la actualización de las relaciones laborales bipartitas y tripartitas del país, a través de procesos de capacitación laboral y de formación de dirigentes sindicales y trabajadores venezolanos; mantenemos el propósito de lograr una disposición favorable para resolver situaciones reales de la dinámica social, con actitudes y valores positivos. En este orden de ideas consideramos necesaria y urgente la propuesta de iniciar procesos de diálogo social, con el objeto de lograr una concertación auténtica entre los trabajadores, sus organizaciones representativas, empleadores y gobierno para el fortalecimiento en el empleo.

Al promover la justicia social, los derechos humanos y laborales reconocidos a nivel nacional e internacional, Inaesin persiste en su misión fundadora: El diálogo social para la paz laboral es esencial para la prosperidad y el progreso.

¿A qué se dedicaban los fundadores antes de crear Inaesin?

LS: Los fundadores fueron dirigentes sindicales, miembros de la directiva de la CTV, organismo que siempre tuvo una expresión educativa e inquietud por la enseñanza. El Inaesin es una organización que nació para dar respuesta a un problema de siempre: la sistematización de la educación sindical.

Los primeros directores del Inaesin fueron: Reinaldo Demori en 1986, Antulio Moya La  Rosa en 1988, Jesús Urbieta, quien tomó las riendas en 1988 y se encargó no solo de mantener activa la institución sino al sistema de formación sindical, lamentablemente falleció en junio de 2015 y desde entonces nuestro director es León Arismendi

¿Qué programas o proyectos abarcan?

LS: El propósito fundamental del Inaesin es desarrollar toda actividad (foros, talleres, cursos, mesas de diálogo laborales y sindicales, investigaciones, publicaciones, entre otras), referente al fortalecimiento de las organizaciones sindicales en todos los niveles dirigenciales del país, en los temas del mundo del trabajo.

Desde 2018 desarrollamos el Observatorio de Conflictividad Laboral y Gestión Sindical para contribuir al análisis de los conflictos laborales en el país, en la documentación de casos para ser llevados ante los órganos competentes (nacionales e internacionales), con el objetivo último de alcanzar el nivel de quejas ante la Organización Internacional del Trabajo. A su vez, el Observatorio sirve de ventana para que los trabajadores expresen la situación de precariedad en la que se encuentran. publicando mensualmente un boletín, trimestralmente un video y manejo diario de las redes sociales con los aspectos más resaltantes de los datos procesados.

¿Con quién tienen alianzas estratégicas?

LS: Con la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV), Asociación de Trabajadores Autónomos, Emprendedores y Microempresarios (Atraem), Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), Universidad Bicentenaria de Aragua (UBA), International Federation of Workers’ Education Associations (Ifwea) con sede en Ciudad del Cabo, Sudáfrica.

¿Cuáles son las mayores vulnerabilidades de las personas que atienden?

LS: Debemos considerar que la lucha sindical y sus objetivos no pueden ni deben quedarse solamente en la lucha reivindicativa, ni su dirigencia ser solo agentes de reclamos para que las leyes y los contratos se cumplan. Es importante la puesta en práctica de actividades de fortalecimiento y educación. Los sindicatos, no solo tienen que defender los intereses de los trabajadores, sino también la de otras organizaciones, tienen que comprometerse e involucrarse con la sociedad civil en general; los sindicatos tienen mucho que hacer y decir, sin olvidar que todo lo que hagan repercutirá en beneficio de los trabajadores y sus familias.

A los trabajadores venezolanos se les plantea la necesidad de un sindicalismo cada vez más fuerte, plural, con mayor profundidad y autonomía en sus decisiones para apoyar y enriquecer el sistema democrático, el estado de derecho y las instituciones del país.

Somos conscientes de la importancia del diálogo social como valor, método y práctica inherente a la democracia y como estrategia fundamental para la garantización del derecho de los trabajadores a condiciones dignas de vida y de trabajo, así como para contar con servicios públicos de calidad.

Destacamos también la necesidad de mejorar la capacidad de interlocución de las organizaciones sindicales ante los empleadores, de modo que los intereses y necesidades de los trabajadores sean debidamente considerados para su implementación, destacando la importancia que tienen las organizaciones sindicales en la definición de las políticas económicas y sociales locales. No se deben descartar otras formas de lucha, para exigir respeto a los derechos sindicales de los trabajadores, lo cual implica un proceso de documentación de violaciones a los derechos fundamentales y mecanismos de presentación de denuncias presentadas ante instancias nacionales e internacionales, particularmente ante la Organización Internacional del Trabajo.

¿Qué retos tiene la organización?

LS: El proceso evolutivo que ha marcado el sindicalismo en la última década también pasó por el uso de la tecnología y ha contribuido a que se acepten nuevas realidades y responsabilidades, que abren caminos más exigentes y plantean otros roles. Hoy la dirigencia se enfrenta a escenarios más complejos y diferentes con mejor preparación, para ejercer un liderazgo más consciente.

Hemos asistido a las organizaciones sindicales, en respuesta a la situación de desorientación y desconcierto en la cual se encuentran a raíz de este nuevo y acelerado proceso de transformación del mundo del trabajo, producto de la COVID-19. Promovemos el monitoreo de necesidades de revisión y adaptación en las estructuras, prácticas y ámbitos de acción de los sindicatos. Todo esto basándonos en que el “trabajo decente”, tal y como ha sido denominado por la ONU y la OIT, está puesto de manifiesto en el Objetivo 8 de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la ONU, cuya finalidad es “promover el crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible, el empleo pleno y productivo y el trabajo decente para todos”.

¿Cómo pueden ayudar las personas que estén interesadas en hacerlo?

LS: Comunicándose con nosotros a través de nuestra página web www.inaesin.org.ve, a través de nuestra dirección de correo electrónico inaesin@hotmail.com y mediante nuestra

 

Compartir
Traducción »