Inicio > El pizarrón de Fran noticias > CANTV: Lo que pudo ser y no fue

CANTV: Lo que pudo ser y no fue

Compartir

 

En el año 2016, el para entonces presidente de la CANTV, Manuel Fernández, anunció en una entrevista que la inversión de 70.000.000.000 de bolívares entre las principales empresas de telecomunicaciones del país que garantizaría el mantenimiento y ampliación del servicio en todo el territorio nacional.

Willmary Carmona – Fe y Alegría Noticias: CANTV el tesoro perdido

Según Fernández, los resultados de esta inversión debían palparse entre el primer trimestre del 2016 e inicios del 2017, pero esto nunca ocurrió.

El antecedente

Esas declaraciones en el 2016 no era la primera vez que un presidente de la principal compañía de telecomunicaciones del país se comprometía a mejorar el servicio.

La Compañía Anónima Nacional Teléfonos de Venezuela (CANTV) fue creada en 1930. Durante muchos años estuvo en la bolsa de Nueva York y era cotizada de forma positiva por sus logros. Luego de pasar a manos del Estado, ser nuevamente privatizada, a partir del 9 de enero de 2007, fue estatalizada una vez más y se ha mantenido así hasta la actualidad.

En ese año, cuando la empresa pasa a formar parte del Estado, la promesa fue llevar el servicio de telecomunicaciones hasta las poblaciones más alejadas, hasta las comunidades indígenas, incluso aquellas poblaciones que limitan con nuestros países vecinos. Y también garantizar la conectividad en todas las escuelas y hospitales públicos y para eso contaban con el personal e infraestructuras adecuados.

Para el ingeniero civil y ex Gerente General de la CANTV, José María de Viana, si se hubiese manejado con estándares de excelencia, aún teniendo como propietarios a los accionistas del Estado venezolano, era totalmente viable instalar servicio de internet a través de la compañía para las 50 mil escuelas públicas del país y también para los 200 principales hospitales. Para ese entonces la empresa contaba con 1 millón de suscriptores y con equipos de tercera generación.

Falta de mantenimiento e inversión

Según el sindicato de trabajadores de la CANTV, uno de los principales problemas es la falta de atención a las centrales de la empresa, ya que éstas cuentan con equipos sensibles a altas temperaturas y humedad por lo que deben contar con un sistema de aire acondicionado controlado. Pero la mitad de estas centrales ya no cuentan con ese servicio.

Esto, entre otras cosas, ha conducido a que en el país, la tercera parte de las líneas fijas (1 millón, aproximadamente) estén averiadas.

Otra de las opciones de inversión que el profesor de Viana considera que el gobierno pudo hacer, fue tomar 100 millones de dólares de los 800 millones consumados en los satélites para llevar internet por fibra óptica a poblaciones de al menos 50 mil habitantes.

CANTV actualmente

Luego de que no se concretara la expansión del servicio de CANTV en el país y del cual formarían parte las empresas de internet móvil, estas empresas privadas tuvieron que invertir en proyectos aparte para mejorar y ampliar sus servicios.

Tal es el caso de Digitel, que en el año 2005 fue la primera en ofrecer banda ancha de 4G; algo que la filial de CANTV –Movilnet- también hubiese podido lograr.

Referente a esto, el Observatorio Venezolano de los Servicios Públicos, en la presentación de su informe de percepción ciudadana sobre los servicios públicos entre abril y mayo de 2020, reflejaron que de los encuestados en 11 de las principales ciudades del país, 73,5% son usuarios de CANTV.

Lo que pudo ser y no fue

Hace 13 años, cuando la empresa pasa a manos del Estado venezolano, Venezuela era pionera en innovación tecnológica en el sur del continente y apuntaba a una red de total cobertura y contaba con tecnología de tercera generación (3G).

Actualmente, si comparamos el servicio de telecomunicaciones con países vecinos como Colombia, de Viana asegura que en hospitales cuentan con conexión por fibra. Esto garantiza que el ancho de banda pueda llegar a 1 GB como mínimo.

Mientras que en nuestro país, en medio de la pandemia por la COVID-19, los ciudadanos tuvieron que migrar a las empresas móviles privadas para lograr la conexión.

Sin duda que el tema económico afecta a todos los sectores, sin embargo, no todo está perdido. El ingeniero de Viana asegura que la mayor inversión recae en infraestructura y ese trabajo ya está hecho.

Lo necesario para hacer brillar a esta histórica empresa es garantizar el mantenimiento y reactivar la capacitación en los jóvenes talentos técnicos y operadores del área y así recobrar la confianza de los venezolanos en la Compañía Anónima Nacional Teléfonos de Venezuela (CANTV).

 

Compartir
Traducción »