Inicio > El pizarrón de Fran noticias > Alcaldes chavistas acordaron la nueva forma de cobrar los impuestos municipales

Alcaldes chavistas acordaron la nueva forma de cobrar los impuestos municipales

 

Sede de Superintendencia Municipal de Administración Tributaria del municipio Libertador en Caracas.

La vicepresidenta del régimen, Delcy Rodríguez, aseguró que la medida permitirá “proteger” a la población de “precios distorsionados”. Advirtió que el cobro de los impuestos debe hacerse en petros y no en divisas extranjeras.

305 alcaldes chavistas del país acordaron firmar una “armonización tributaria” o nueva forma en cobrar los impuestos municipales con el fin de “proteger” a los sectores productivos.

Así lo informó este domingo la vicepresidenta del régimen, Delcy Rodríguez, quien aseguró que la medida “protegerá” también a la población de los “precios distorsionados”. Se creará, dijo, un registro único de contribuyentes municipales.

Rodríguez advirtió que el cobro de los impuestos no puede ser en divisas extranjeras sino en petros, la criptomoneda creada por el régimen.

Erika Farías, alcaldesa del Municipio Libertador, dijo que este acuerdo de armonización tributaria es un “hecho sin precedentes” y aseguró que está apegado al plan de la patria del régimen. “Hemos pedido al ministro de Finanzas (Simón Zerpa) que esta mesa técnica sea de trabajo permanente. Los alcaldes ratifican el apoyo a la revolución en estos momentos”, subrayó.

El 8 de julio, La Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia suspendió el cobro de impuestos por un lapso de 90 días. La decisión se tomó luego de admitir una demanda de nulidad interpuesta por el abogado Juan Garantón.

No obstante, el sistema tributario, de acuerdo con las autoridades del régimen, debe enfocarse en la “protección de la economía nacional”, motivo por el cual se volvió a activar.

“Esto permitirá ordenar y hacer más transparentes los mecanismos tributarios. También se simplificarán los trámites burocráticos de este sistema”, afirmó Delcy Rodríguez.

El Nacional

 

Traducción »