Inicio > El pizarrón de Fran opinión > Carlos Sainz Muñoz: Trabajadores y estudiantes

Carlos Sainz Muñoz: Trabajadores y estudiantes

 

El derecho del trabajo es el más social de los derechos, ha tenido que transitar y enfrentar conflictos, crisis, controversias y persecuciones en su evolución, constitución, hasta convertir sus instituciones en interlocutores válidos en Derechos Humanos, entre los cuales podemos mencionar en estas épocas difíciles como la actual situación de los estudiantes, quienes han sido con su lucha, factor de solución de los conflictos y han defendido a los organismos legítimos, democráticos y en pleno ejercicio de los DDHH y con la libertad constituidos en la defensa de causas justas y principios de DDHH universales.

Estamos convencidos como un modesto laboralista y un viejo ucevista que la clase trabajadora y la juventud estudiantil siempre han sido bastión de la defensa a través de todas las épocas de las causas más justas y nobles del ser humano, nunca los sindicatos, ni los trabajadores(as), ni los estudiantes se han agredido y son históricamente aliados honestos, leales y por lo tanto serían actores válidos de parar esta violencia fratricida que no es compatible con nuestro gentilicio. Los derechos de la clase trabajadora y los estudiantes no tienen color político lo que se necesita es valentía para defender los DDHH sin ceder a la represión de los gobiernos autocráticos

Habida cuenta de lo anterior y salvo mejor criterio es imprescindible la paz que anhelan todos los sectores de la sociedad pero con la participación de dos actores imprescindibles para ello, que hasta ahora son los trabajadores representados por sus organizaciones sindicales valientes y no sumisos sin exclusiones, que son los representantes legítimos y voceros autorizados de la clase trabajadora y los estudiantes, son la vanguardia de nuestra juventud liceísta universitaria, obrera -que tienen sus voceros autorizados por sus centros de estudiantes y federaciones y son jóvenes que tienen valentía sin miedos, la que crece en la medida que los derechos a defender son más violados con la crisis y conflictos que injustamente abaten al pueblo y causan miseria inmerecida.

El pueblo exige soluciones que restituya la calidad de vida que injustamente se le ha arrebatado.

No hay razón válida ni con fundamento, ni razonamiento, ni mucho menos de derecho, por el contrario la defensa de DDHH de un pueblo que está sometido injustamente a condiciones infrahumanas de niños, niñas, adolescentes, mujeres, embarazadas, pensionados, discapacitados, enfermos y migrantes que han tenido que abandonar su patria en condiciones igualmente difíciles por estas razones y con fundamento en los principios de los DDHH a la vida, la alimentación, asistencia más insumos médicos que hacen procedente la imperiosa urgente de permitir el convoy de ayuda de asistencia humanitaria que el pueblo merece y requiere.

Como siempre nuestra admiración a los estudiantes liceístas, universitarios y los jóvenes, obreros, por su valentía y solidaridad con el pueblo venezolano, nuestra admiración. Los trabajadores y trabajadoras siempre han coincidido con los estudiantes en la defensa de las causas justas del pueblo.

“Si existe contradicción entre el derecho y la justicia defiende combate y lucha sin miedo por la justicia y la libertad“.

@laborasainz

 

Traducción »