Inicio > El pizarrón de Fran noticias > Luis Pacheco: Hay que hacer una nueva Ley de Hidrocarburos en Venezuela

Luis Pacheco: Hay que hacer una nueva Ley de Hidrocarburos en Venezuela

 

 

Pacheco: “La legislación por sí misma no resuelve los problemas si no cerramos la brecha que tenemos con el país”. Alcanzar 3 millones de b/d forma parte del Plan País y eso solo se puede con una nueva ley”

El presidente de la junta de administración ad hoc de Petróleos de Venezuela (PDVSA), Luis Pacheco, se muestra dispuesto a adaptarse a las circunstancias y al marco legal que en materia de hidrocarburos finalmente escoja la Asamblea Nacional: sea una reforma o una nueva ley, pero recuerda que el plan para elevar la producción a casi 3 millones de barriles diarios en siete años –avalado por todos los partidos de oposición- se sustenta en un cambio completo del régimen legal.

“Alcanzar esa producción es parte integral del Plan País, el cual tiene el consenso de los partidos políticos; eso es técnicamente viable sobre la base de recursos que tiene Venezuela, la tecnología que contamos, la disposición de gente, la nueva ley y un marco institucional coherente. El plan tiene unos números basados en unas premisas, si no se puede hacer A, B o C, habrá una parte del plan que no se hará”, dijo Pacheco durante una conferencia ante la Venezuelan American Petroleum Association (VAPA).  “La legislación que tenemos limita severamente la participación privada dada la enorme inversión que se necesita, el esfuerzo que se ha hecho para que se tenga una nueva ley me parece un paso en la dirección correcta porque uno de los problemas de hacer cambios parciales – que algunos de una manera muy inteligente propugnan- es que crean una incertidumbre hacia el futuro”, acotó.

Indicó que el trabajo que se pretende llevar a cabo para lograr la recuperación  parte de lo llamó la “adaptabilidad” a la situación actual sin perder de vista lo que se pretende alcanzar a mediano y largo plazo.

“No soy emergencista sino que soy de los que mira más allá. Tenemos que prepararnos para la emergencia pero también para los cambios institucionales y la nueva ley de hidrocarburos es un paso en ese sentido”, señaló.  Más adelante recordó que hay cambios tecnológicos, modificaciones en la situación del mercado, acentuados por las consecuencias generadas por la pandemia del Covid-19 y más países competidores. “Nos enfrentamos a una industria que muestra una debilidad importante y eso hace que cualquier plan que uno tenga en la cabeza no puede ser determinístico sino que se tiene que adaptarse”, acotó.

Una brecha por cerrar

El presidente de PDVSA nombrado por la Asamblea Nacional advirtió a sus colegas del mundo petrolero que la discusión sobre las visiones de la industria se traslada al debate sobre lo qué debe hacerse en materia legal,  porque por un lado está la visión de los profesionales de este sector, básicamente  marcada por lo empresarial, la inserción a un mundo global y una actividad que funja como palanca de desarrollo; mientras que la parte de la visión del ámbito político y de la población es la de ver a esta actividad como la que es capaz  gracias a los ingresos que aporta de resolver los problemas sociales del país y con el agregado de percepciones verdaderas o falsas que se han mantenido en el tiempo.

“La industria petrolera venezolana no ha sido capaz de desarrollar su potencial que normalmente asociamos a las reservas y eso básicamente  ha ocurrido porque nuestro país se ha debatido entre dos polos. Por un lado, una visión de control del Estado y por el otro una visión puramente empresarial, en uno el rol del Estado tiene unos objetivos que no siempre coinciden con una visión industrial o privada de la industria petrolera y este es tema interesante porque son las discusiones que van a la ley”, dijo Pacheco en su intervención. “Cualquier discusión sobre la ley, contratos, quién debe operar  y si debe haber una empresa del Estado, debemos tener en cuenta el legado histórico que el país tiene sobre eso”, acotó.

Al respecto admitió que uno de los desafíos que se tiene, no solo en el debate de la  propuesta legal sino también sobre el propio plan, está en tratar de cerrar esa brecha o al menos aproximar las dos visiones.

A manera de ejemplificar que una ley no resuelve el problema,  mencionó el caso de la Ley Orgánica de Hidrocarburos Gaseosos, que tiene 20 años de aprobada  y permite otorga licencia con 100% de participación a privados o foráneos. “La legislación de gas que tenemos, que fue aprobada por Hugo Chávez en 1999, es sumamente flexible y abierta, pero ni siquiera allí se ha podido dar un desarrollo importante con la excepción del proyecto de Cardón IV en el campo Perla, por tanto, la legislación por sí misma no resuelve los problemas si no cerramos la brecha que tenemos con el país”, puntualizó.

La polémica agencia

La proyecto de una nueva ley de hidrocarburos incluye la creación de la agencia venezolana de hidrocarburos, que de aprobarse fungiría como ente regulador, pero la idea ha generado sus detractores y frente a eso Pacheco les pone a consideración de un estudio que realizó para el Banco Interamericano de Desarrollo sobre este organismo y el rol que ha tenido en varios países productores de petróleo como Brasil, Colombia y más recientemente Ecuador.

“El modelo mundial actual divide la responsabilidad del sector en tres cabezas o partes: la definición de las políticas recae sobre el ministerio; la regulación corresponde a la agencia; y la parte operacional con varios actores entre los que puede estar o no una empresa pública”, dijo el presidente de la junta ad hoc de PDVSA. “Ese esquema llama a la división de las responsabilidades, trata de mitigar la politización del sector y elimina que sea la compañía del Estado la que tenga el rol de regulador”, añadió.

Explicó que buena parte del esquema que planteó en el estudio del BID fue incorporado en el proyecto de ley y negó el argumento que algunos expertos contrarios a la agencia señalen que el Ministerio de Petróleo se minimice frente al rol que se le asigna a este nuevo organismo.

Mirada a los multilaterales

Pacheco también negó que el plan se haya hecho sin tomar en cuenta las consideraciones que hacen los técnicos de los organismos multilaterales como Fondo Monetario Internacional, BID y Banco Mundial a los que se les ha consultado con el fin de otorgar financiamiento para apuntalar la actividad productiva de Venezuela y recordó que estas discusiones se iniciaron en 2017, muchas de ellas en Washington con venezolanos que laboran en estas instituciones.

“Hay un actor muy importante en todo esto como son los organismos multilaterales que si bien no van a financiar proyectos vinculados al petróleo o a combustibles fósiles, se requiere tomarlos en cuenta por sí van a financiar la recuperación del Estado y la economía, se requiere hacer una intersección con ellos y con todas las necesidades. Por tanto, hay una consideración que van más allá de lo técnico y es el diálogo con los multilaterales”, indicó.

Petroguia

 

Traducción »