Inicio > El pizarrón de Fran noticias > El silencio de Nicolás Maduro sobre los 47 presos masacrados y las 2 bandas que llevan 5 días echándose plomo en Venezuela.

El silencio de Nicolás Maduro sobre los 47 presos masacrados y las 2 bandas que llevan 5 días echándose plomo en Venezuela.

 

Ninguno de esos hechos ha atraído la atención ni del Ministerio Público ni de la dirigencia del gobierno nacional, ocupado en dar detalles de la Operación Gedeón y en señalar a Estados Unidos como impulsor de las “incursiones” en territorio bajo control chavista

Sebastiana Barráez – Infobae: El silencio del régimen de Maduro sobre los 47 presos masacrados y las dos bandas que llevan cinco días enfrentadas a plomo en Venezuela.

Han pasado varios días desde la horrible masacre de 47 presos, ocurrida el 1 de mayo en el Centro Penitenciario de los Llanos (Cepella), en Guanare, estado Portuguesa. A unos 500 kilómetros de ahí, y desde hace cinco días, dos bandas se enfrentan a plomo, algunos con armas de guerra, en el populoso sector de Petare al oeste de la ciudad de Caracas. Ninguno de esos dos hechos ha atraído la atención ni del Ministerio Público, ni del gabinete de Nicolás Maduro, ni de la dirigencia del gobierno nacional.

A diferencia de eso, la detención de varios militares retirados y algunos civiles, que pretendían organizar una rebelión contra el gobierno de Maduro, ha tenido toda la atención de los cuerpos de seguridad, de la Fuerza Armada Nacional, de los medios de comunicación del Gobierno y hasta del mismo Maduro en cadena nacional, quien aseguró que todo lo que buscaban “esos mercenarios terroristas” era matarlo a él.

Sobre la masacre en la cárcel ha caído un aterrador velo de silencio. No hubo una lista de fallecidos.

La diputada por Portuguesa a la Asamblea Nacional, María Beatriz Martínez, dijo que la entrega de los cadáveres ha sido extremadamente lenta, no los han entregado todos. Advirtió de la descomposición acelerada de los cuerpos por no haber condiciones en la morgue, donde solo habría capacidad para 5 cuerpos. “Se desconoce el tipo de heridas que presentan ya que el reconocimiento, por parte de los familiares que se encuentran en Guanare, es por fotografías del rostro y no se permite el reconocimiento físico y personal”.

Al motín se le agrega las deficiencias del hospital Dr. Miguel Oraá, al cual fueron trasladados los heridos, cuyo origen habría sido el reclamo, por parte de los internos, del retardo en la entrega de alimentos que habían recibido en el recinto por parte de los familiares.

La respuesta de la ministra de Asuntos Penitenciarios, María Iris Varela, es que el motín ocurrió cuando los presos fueron amenazados con armas de fuego “para que asaltaran los puestos de seguridad de la cárcel”.

El Observatorio Venezolano de Prisiones también maneja como móvil el reclamo por la retención de alimentos. La ONG Una Ventana a la Libertad maneja dos móviles del motín: el reclamo por los alimentos y el agua, así como la muerte del compañero de Olivo, el pran de la cárcel.

Cuerpos de presos tras el motín en Portuguesa

Además de los 47 fallecidos, hubo unos 75 presos heridos, además del director de la cárcel, Carlos Toro, quien recibió varias puñaladas y la teniente de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) Escarlet González, alcanzada por esquirlas de una granada.

Carolina Girón, directora del Observatorio Venezolano de Prisiones le dijo a la Voz de América que “hay hambre en las cárceles venezolanas. El recluso depende de que su familia le lleve ropa, artículos de limpieza, comida, y te encuentras en un país donde hay declarada una cuarentena. No implementaron un protocolo para la atención de estas personas, les prohíben visitas, no hay agua, no llegan alimentos”.

Cinco días a plomo

En el barrio José Félix Ribas, de Petare, la megabanda de Wilexis Alexánder Acevedo, alias Wilexis, está defendiendo su control del territorio ante el grupo El Gusano, que llegó fuertemente armado, para barrerlos del lugar. Van cinco días que se oye el plomo cruzado entre ellos, mientras la población está aterrada y las autoridades no se dan por enteradas.

Anoche hubo un cacerolazo, con cohetones incluidos, en apoyo al Wilexis. “Lo que sucede es que Wilexis es el que ha puesto orden en el barrio y por eso tiene mucho apoyo”, revela para Infobae un habitante del barrio José Félix Ribas.

Le pregunto que si Wilexis no es el jefe de una banda delictiva. “Si, si lo es. La cosa es complicada, porque ellos tienen muchas armas, municiones, hombres y poder. Con él llegó la paz al barrio. Antes te robaban en cualquier esquina, te asaltaban, te violaban, pero eso cambió. Si a alguien lo roban, le dice a Wilexis y al rato te aparece lo robado. ¿Me entiendes?”.

Insisto en preguntarle qué interés tiene la banda de El Gusano en el barrio JFR. “Lo que pasa es que hay interés político en el barrio, porque está justo al lado de urbanizaciones como El Márquez, La Urbina, California Norte y Sur, que son de clase media y clase media alta. El Gusano está siendo apoyado por presos que salieron hace poco en libertad y lo que han dicho es que hay gente del Gobierno que los respalda porque les interesa controlar el barrio por si acaso hay alguna operación que quiera tumbar al gobierno “.

¿Por qué no actúan los cuerpos de seguridad? “Qué va, esos no se meten al barrio. Ni siquiera FAES (Fuerzas de Acciones Especiales) llega hasta aquí, porque Wilexis protege a los habitantes, no deja que otras bandas se metan y ni siquiera a los de FAES los deja entrar”.

Detenidos por la Operación Gedeón (@RCamachoVzla)

La lista que no llegó

Aunque Nicolás Maduro solicitó, por lo menos, cuatro veces, en transmisión nacional, la lista de los involucrados en la Operación Gedeón que pretendieron ingresar al país, apenas le dieron una lista parcial de los detenidos el día de ayer, pero solo dio un nombre, que ya era público, de los muertos y detenidos en Macuto, la Guaira. Los otros siete muertos y los dos detenidos siguen siendo un misterio.

Destacó los nombres de los dos norteamericanos detenidos en Chuao, estado Aragua: Luke Denman, de 34 años, y Airan Berry, de 41. No dudó, ni por un segundo, en creer lo dicho por el detenido Josnars Adolfo Baduel Oyoque, alias Simón, hijo del general Raúl Baduel, de que los dos norteamericanos eran jefe de seguridad y asesores de seguridad del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump.

Aseguró que dio la orden a la Fuerza Armada de buscar “la captura de todos los terroristas en Venezuela. Desde ayer di la orden de que 25 mil efectivos de nuestra Fuerza Armada Nacional Bolivariana, a través de la Operación Escudo Bolivariano, se activen en la defensa de la Patria. Quiero que los capturen a todos vivos”, dijo a la vez que destacó que iban 13 terroristas capturados.

Confirmó la muerte del capitán Robert Levid Colina Ibarra, alias Pantera, de quien enseñó su pasaporte y objetos personales de él y de otros de los detenidos o muertos.

Entre los detenidos está el jefe militar de la operación, capitán Antonio José Sequea Torres, quien forma parte de los oficiales que participaron en la Operación Libertad del pasado 30 de abril de 2019.

También fueron capturados el capitán Víctor Alejandro Pimienta Salazar, jefe de logística; contramaestre Fernando Andrés Noya; Cosme Rafael Alcalá, primer teniente (Ej) Raúl Eduardo Manzanilla Almao; teniente Luis Manuel Paiva Soto; sargento segundo Rojas Tapia y Sargento primero Ruwin Mogallanes .

Confirmó la captura de dos funcionarios policiales, uno de Miranda y otro de Baruta: Jefferson Fernando Díaz Vásquez y Rodolfo Jesús Rodríguez Orellana.

Mencionó las chapas de identificación militar de Rubén Darío Fernández Figuera y Enderson Israel Ríos Marín.

No mencionó a César Andrés Perales ni al capitán Jesús Manuel Ramos López. Tampoco se refirió a dos de los capturados ayer entre Aragua y Vargas.

 

Traducción »