Inicio > El pizarrón de Fran opinión > Iñigo Domínguez: Elige tu propia conspiración

Iñigo Domínguez: Elige tu propia conspiración

 

Es difícil levantarse cada día buscándole tres pies al gato, desconfiar de cada estadística, tragar telebasura esperando la revelación definitiva. Por eso, en su vocación de servicio a los lectores, este periódico ha reunido todas las teorías de la conspiración, y alguna más que se nos ha ocurrido, para que usted pueda elegir cómodamente la que le convenga sin comerse más la cabeza. Desconfíe de cualquier otra, puede ser una falsa pensada para desmontar las reales. Sobre todo no se fíe de la que no ponga: “Léelo antes de que lo borren”. Es fácil comprobarlo: si luego no la borran es que era falsa. Y si la borran, pues un problema menos. Para hacer todo más ameno en la cuarentena, les proponemos un juego: solo una de estas teorías no es de verdad, a ver si adivinan cuál.

  1. Los advenedizos se conformarán con la más fácil: el Gobierno lo sabía hace meses, pero le convenía no hacer nada, no se sabe bien por qué (para consagrarse como supervillanos, seguramente) y, comunistas e inútiles como son, siguen retrasando la llegada de mascarillas y respiradores para tenernos a todos encerrados en casa y, mientras, hacerse con el país y construirse todos los ministros un chalé en Galapagar, una urbanización que será una comuna libre donde todos sus hijos irán desnudos por la calle, incluso en invierno. En ese ambiente disoluto, por las tardes reescribirán la Constitución. Bien, si se ha contentado con esto es usted un aficionado, se quedará confinado hasta septiembre. Las teorías ya van mucho más allá.
  2. Es todo una operación de Bill Gates y Bin Laden (claro que está vivo, ¿se creyó lo de su muerte? Cuidado con esas cosas). Han invertido una fortuna en informática y sanidad de modo que ahora se forrarán vendiendo ordenadores, equipos de teletrabajo y material médico. Al crearse un clima apocalíptico, una ola de fanatismo impondrá en el mundo las corrientes más alocadas del islam, que predican un ramadán de 12 meses, encerrados en casa todo el día, y así Bin Laden podrá salir de su escondrijo, pasear por Central Park sin miedo a ser visto y hasta tomarse una cocacola.
  3. Es una clarísima operación china para apoderarse del mundo en dos fases, la primera ha sido un éxito, con la difusión del virus, creado en un laboratorio donde se hizo aparearse a un pangolín, un murciélago y un futbolista de la tercera división china sobrante del mercado de fichajes. En la fase dos nos venderán una vacuna que en realidad tendrá un chip incorporado con el que nos controlarán a todos en cosa de año y medio, dos como mucho. Cuando la población ya lo tenga puesto, apretarán un botón e iremos todos en fila bailando la conga a tirarnos por un acantilado. Después invadirán tranquilamente Europa. Por eso hay que oponerse a cualquier vacuna, no sea usted ingenuo. El tofu y la quinoa inmunizan contra el chip.
  4. Es un plan de Soros, aliado con fondos de inversión y compañías de seguros de coches, para hacerse millonarios. Como no hay tráfico ni accidentes, los seguros este año tendrán beneficios estratosféricos, que invertirán en planes de pensiones ideados por el magnate húngaro. La muerte de miles de ancianos solucionará el problema de las pensiones para dos décadas, no serán ni una prioridad pública, habrá solo privadas, y con el remanente los países invertirán en vacunas, fabricadas por empresas de los fondos de inversión. La única manera de boicotear la operación es salir todos de casa ahora mismo y estrellar nuestro coche en postes de comunicaciones de la red 5G, que forma parte del plan porque sus radiaciones anulan nuestros anticuerpos. De paso, intente atropellar a Ábalos o un vicepresidente.
  5. Otra tesis es que la comunidad científica estaba a punto de demostrar que la tierra es plana. En ese momento intervino la Casa Blanca, porque Trump está convencido de que es un secreto que solo sabe él. Un agente de la CIA llevó el virus en una tartera a China y lo soltó en un Todo a cien. Esto ha distraído a la opinión pública y, como plan B, ya han descongelado a Elvis Presley para hacerlo reaparecer en streaming desde Las Vegas, donde Trump tiene acciones en hoteles. También posee sociedades en paraísos fiscales que controlan las multinacionales de papel higiénico.

Solución al acertijo (lo pondría con las letras al revés, como en los crucigramas, pero no sé cómo se hace): Todas las tesis tienen un fondo de verdad. Ahí lo dejamos, más no podemos decir. Si ha acertado, es usted más listo que nadie, puede estar tranquilo, no se la van a dar con queso. Pase esto y difúndalo antes de que lo borren.

 

Traducción »