Inicio > El pizarrón Opinión > Nicolás Sosa: Nuestra lucha es justa, porque nos asiste la razón

Nicolás Sosa: Nuestra lucha es justa, porque nos asiste la razón

Nunca antes, como ahora, había estado tan justificada una lucha como la que estamos llevando adelante, podemos estar en desacuerdo con la forma como se lleva la lucha, por lo que hay que seguir buscando formulas más efectivas, pero no con la motivación, que en el caso de nuestro país, no tiene parangón en nuestra historia contemporánea la tragedia que vivimos, son suficientes los motivos para impulsar un cambio político en Venezuela y correlativamente un cambio general en el resto de las materias. Muchos todavía no caen en cuenta la calamidad que estamos viviendo y que puede  ser peor, no hemos llegado aún al fin de la película.

Estamos en la imperiosa necesidad de salir de esta tragedia, pero tiene que ser de raíz, no mas paños calientes o simples arreglos, es necesario unir los factores del cambio, en la lucha y en las ideas, refundar la patria requiere un alto nivel de compromiso, debemos salir de esa idea básica que ronda en la cabeza de algunos, que la lucha es, para alcanzar  el poder, por el poder mismo, si esto fuese así, nos encontraran nuevamente en oposición, para enfrentar esa pereza histórica, de cambiar para no cambiar. La justeza de nuestra lucha, lleva consigo importantes atributos que son absolutamente necesarios, un gran compromiso libertario, emancipador, refundador y  legitimador etc.; por una nueva patria que mas nunca sea presa fácil de los forajidos que se meten a la política para arrebatar los sueños y esperanzas de los ciudadanos.

Tenemos que sacar a maduro y toda su camarilla, y a todo aquel que exprese en sus actos algún resquicio de querer seguir usufructuando el poder para fines distintos a los determinados por la constitución y las leyes. Nuestra racia  debe ser profundamente aleccionadora, porque el cambio debe ser profundo. Debemos apuntar a un nuevo tipo de relación estado-sociedad, donde el ciudadano sea el centro de toda la actividad del estado, donde cualquier entelequia que exista o se cree debe ser para favorecer el mejoramiento de la calidad de vida de los ciudadanos, que nuestro desarrollo sea visto integralmente, derechos humanos, civiles-políticos, sociales, ambientales, generacionales, económicos, etc. Para ello un pequeño cambio no sirve, simple maquillaje tampoco, arreglos transitorios menos, el daño es profundo y como tal hay que atenderlo, el rezago con la evolución del mundo es abismal, y tenemos que acortar en el menor tiempo posible esa brecha, y eso solo es posible con hombres y mujeres comprometidos con el cambio, que lo entiendan y estén dispuestos a sacrificar todo por Venezuela y su gente.

 

Loading...
Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »