Inicio > Opinión > Román Ibarra: Esequibo a la carta

Román Ibarra: Esequibo a la carta

 

Para el régimen comunista de Venezuela; depredador, y corrompido hasta los huesos, cualquier recurso es bueno si ello sirve para atacar al adversario y sembrar en la población duda en torno a su postura frente a cualquier tema delicado.

En esta ocasión se ha retomado el tema de El Esequibo, tan doloroso para los venezolanos, para atacar al Presidente Juan Guaidó, por estar ¨incurso¨ en el delito de traición a la patria por pretender ¨vender a potencia extranjera¨ el territorio en reclamación.

Nada más falso, estúpido y ruin que ese argumento baladí en boca de los verdaderos traidores a la patria, ellos los del régimen, quienes llevan casi 21 años ininterrumpidos en el poder destruyendo todo lo positivo y sano que de nuestro país tuvimos, y secuestrando casi todas las instituciones para ponerlas a su servicio, y al servicio de sus verdaderos amos, la dictadura de Cuba, a quienes el cobarde, y estafador eterno –Hugo Chávez- entregó en bandeja de plata en su enamoramiento extraño y sospechoso con Fidel Castro.

Hoy, el saqueo asqueroso que la dictadura de Cuba ha hecho de nuestras riquezas, junto a sus aliados de China; Rusia; Siria, e Irán, han convertido a Venezuela en uno de los países más miserables de la tierra, solo comparable con los peores territorios africanos, como Somalia, o Gambia, así como Haití en nuestro hemisferio.

Del mismo modo, han entregado nuestro territorio para convertirlo en santuario del narcotráfico; la extorsión y el secuestro por parte de sus socios de las Farc, y el ELN, protegidos por el Estado y las FAN venezolanas.

Según los cálculos de organismos internacionales, casi 5 millones de venezolanos han abandonado nuestra tierra para buscar el sustento, y mejor futuro en otras latitudes, (y se espera que aumente la cifra considerablemente) habida cuenta de que nuestro país solo ofrece inseguridad; pobreza; enfermedades; sufrimiento, y muerte.

En su obediencia rastrera de esclavo colonizado por su amo cubano, Chávez llegó a decir en 2004 en visita  oficial a  Guyana: ¨El Gobierno venezolano no será un obstáculo para cualquier proyecto a ser conducido en El Esequibo, y cuyo propósito sea beneficiar a los habitantes del área¨. Luego insistió: ¨El asunto de El Esequibo será eliminado del marco de las relaciones sociales, políticas, y económicas de los dos países¨.

Evidentemente, un cambio radical de la tradicional propuesta venezolana en la zona reclamada a partir del acuerdo de Ginebra de 1966, por órdenes de Fidel Castro quien siempre defendió los intereses de Guyana en contra de Venezuela.

En 2005 creó Petrocaribe con Guyana como miembro. Petrocaribe, no fue otra cosa que la fachada corrupta y antinacional de Chávez para intentar comprar los votos de esos países en los organismos internacionales, en su lucha contra el ¨imperialismo¨. Más traidor, y cobarde que Chávez, y Maduro en esa materia, nadie.

De manera que pretender acusar al jefe de la oposición unitaria, Juan Guaidó de traidor por querer ¨vender¨ El Esequibo a potencia extranjera, no es sino un ardid más de los muchos que a diario utilizan para intentar confundir a la población, y crear una cortina de humo frente a los problemas reales de nuestro país, como la destrucción del aparato productivo privado y público, llenando de pobreza y miseria a todos los venezolanos; convirtiendo al país de las más grandes potencialidades de América Latina en uno de los más miserables de la tierra.

Si se pierde la reclamación de Venezuela sobre El Esequibo, será por la cobardía y la traición de Chávez y Maduro. Hagamos elecciones generales y que el pueblo decida su destino, y el destino de El Esequibo. Comunistas traidores!

@romanibarra

 

Te puede interesar

Loading...
Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »