Inicio > Economía > Economía convertida en un mercado negro tras apagón nacional

Economía convertida en un mercado negro tras apagón nacional

 

Hiperinflación, hambruna, escasez de efectivo, falta de transporte público son sólo algunos de los problemas que se derivan del colapso de la infraestructura del país, agudizado con el apagón que se ha extendido por más de tres días en gran parte del territorio nacional.

Analítica

La escasez de efectivo e inoperatividad de los puntos de venta, ha intensificado el cobro de bienes y servicios en moneda extranjera, exacerbando lo que economistas han denominado dolarización de facto , la cual ya había ganado un gran terreno dado el alto índice de hiperinflación, que ha llevado a comerciantes y consumidores a “protegerse” de la misma, utilizando el dólar o euro como moneda de circulación no oficial.

Usuarios han reportado que comerciantes venden bolsas de hielo en al menos 8 dólares o su equivalente en bolívares en efectivo, este último casi inexistente por la inoperatividad de las entidades bancarias, que hasta este lunes 11 de marzo se encuentran cerradas.

Asimismo, se ha reportado que dueños de plantas eléctricas ofrecen el servicio de carga de equipos electrónicos, principalmente celulares, por el costo de al menos $1 por 10 minutos de carga.

El reportero Anatoly Kurmanaev, reportó que pagó 5 dólares por una botella de un litro de Coca Cola en Guárico. “El impacto inflacionario de este apagón será masivo, y aún es poco apreciado, los vendedores ya están subiendo los precios para reponer los productos perecederos perdidos”, escribió en su cuenta de Twitter.

Al respecto, especialistas en materia económica, como Luis Oliveros, coinciden que en un estado de emergencia como en el que se encuentra el país en este momento, la demanda por este tipo de bienes crece, y “mientras más dure la crisis, más problemas y escasez habrá”.

Dada la poca oferta, los precios de los bienes de consumo se disparan notablemente, como ha ocurrido en los últimos días, y no hay garantías en las transacciones, ni para oferentes ni para demandantes.

En palabras del economista Asdrúbal Oliveros, “el sistema de mercado está institucionalmente destruido”, por lo que bajo la situación de crisis actual, la economía, que ya estaba devastada, en la que el mercado no funcionaba y ya había escasez, está siendo ahora operada básicamente como un mercado negro, en el que no hay sistema de mercado sino que solo se paga una prima por los bienes y servicios.

¿Combustible garantizado?

Pese a que Pdvsa afirma que la producción petrolera y el abastecimiento de gasolina están garantizados, la producción de petróleo en Venezuela ha colapsado debido al apagón en todo el país.

La estatal Petróleos de Venezuela y sus socios se encuentran en dificultades para operar pozos y otras instalaciones debido a los problemas eléctricos que comenzaron hace cuatro días, según un alto funcionario del Ministerio de Petróleo, reseñó la agencia Bloomberg.

Los pozos petroleros y la producción se detuvieron en algunas partes del país, ya que la industria depende de la red eléctrica nacional, aseguró el funcionario, quien pidió no ser identificado porque no está autorizado para hablar públicamente sobre el tema.

Según la Organización de Países Exportadores de Petróleo y cifras oficiales, la producción de Pdvsa ha descendido a un mínimo histórico de 1.106.000 barriles diarios.

El reflejo de ello son las largas colas por combustible que se han observado desde el pasado jueves en las pocas estaciones de servicio del país que se encuentran operativas; una situación que ha protagonizado el escenario en la ciudad de Caracas y que se profundiza gravemente en el interior del país.

Pérdidas

Como consecuencia del apagón que ha afectado desde el pasado 7 de marzo a la mayor parte del país, la firma Ecoanalítica estima que las pérdidas económicas alcanzan los 875 millones de dólares, lo que representa un punto del Producto Interno Bruto (PIB) venezolano.

Aunque en algunas zonas el servicio ha sido restituido parcialmente, gran parte de Venezuela continúa a oscuras, aumentando el riesgo de un impacto económico brutal e intensificación de la escasez de productos y servicios.

 

Te puede interesar
Loading...

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »