Inicio > El pizarrón de Fran > El pizarrón Opinión > José Manuel Rodríguez: Patria

José Manuel Rodríguez: Patria

 

Siempre he sido precavido con el asunto del patriotismo. De hecho, por su manoseada exaltación, no me gusta mucho esa palabra. Prefiero la significación de patria, que es un vínculo emocional sin aspavientos. Patriotismo habla mucho de pasiones cercadas con alambradas y poco de razones. Patria evoca el lugar de todos, de la comunidad como hogar, independientemente de su origen. Eso es lo que me gusta.

Un sentimiento así limpia sus espacios de la exclusión social, política y racial. Aclaremos que Marx, en el Manifiesto Comunista, al decir que los obreros no tienen patria, no se refería a que ellos la rechazaran sino, precisamente, a la exclusión que de ellos hacía, y sigue haciendo, la burguesía. La patria es la razón republicana, la patria es la soberanía, la patria es el socialismo.

Cuando los ejércitos bolivarianos fueron a luchar a Colombia, Ecuador, Perú y Bolivia, lo hacían no lo hacían para conquistar esas naciones sino para construir la patria grande americana, enarbolaban la bandera republicana no subordinada a ningún otro poder. Fue en su nombre que Bolívar le aclaró al mercader Irving, allá en el Orinoco, que estaremos en guerra con cualquiera que ofenda nuestra soberanía.

¿Y que diablos es la soberanía que ahora, con la amenaza imperial, hay desfachatados que la dejan de lado? Tenemos suficientes definiciones jurídicas e históricas, sin embargo voy a explicarlo de manera muy sencilla: es poder decirle al primer ministro español, luego que nos diera su ultimato, que tiene el mismo plazo para irse bien largo al carajo, y con todas sus empresas.

Y esta firme respuesta se debe a que valoro la soberanía en su acepción, repito, más sencilla: la decencia. La soberanía es un ejercicio de decencia colectiva. La ejerce un pueblo apegado al lugar que cultural e históricamente considera suyo. Lo hace convencido que cualquier agresión física o verbal contra ese hogar producirá solidaridad y total disposición para su defensa. Y en esto no vale razones políticas, tampoco pasar agachado. Hemos visto a quienes lo hacen, no sé si dan más pena que coraje.

 

Te puede interesar

Loading...
Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »